martes, 1 de julio de 2014

Entrevista a .... Laura Cano Coca y Almudena López Molina,organizadoras de #Museospro

Durante el pasado mes de junio se celebró una iniciativa virtual llamada #MuseosPro gracias al esfuerzo y al trabajo de Laura Cano Coca Almudena López Molina. El objetivo principal de este proyecto era involucrar a profesionales, estudiantes e instituciones culturales para que debatieran sobre los diversos temas que conciernen a los trabajadores de los museos.

Para ello, se celebraron 
debates en Twitter los cuatro jueves del mes (todos ellos bajo el hashtag  #MuseosPro). Estos debates se complementaros, además, con la publicación de una serie de artículos en la web del proyecto, todos ellos escritos por un grupo de colaboradores.
Con la iniciativa ya terminada, Laura y Almudena han sido tan amables de contestar a una serie de preguntas y contarnos sus ideas, sus opiniones y su balance del proyecto.


Sois las impulsoras detrás de Museospro. ¿Cómo y cuando surgió esta iniciativa?
Laura: la idea surgió durante la #MuseumWeek, una iniciativa que se llevó a cabo en twitter durante la semana del 24 al 30 de marzo. Fue auspiciada por museos europeos y twitter con la intención de abrir sus puertas (virtuales) a los usuarios de la red. Cada día había una temática en la que los usuarios interactuaban con sus museos preferidos preguntando, aportando fotos o experiencias, etc. 
Uno de esos días desde mi perfil personal lancé, más o menos, esta pregunta: ¿por qué no hacemos una #MuseumProfessionalsWeek para hablar de las preocupaciones de los profesionales de museos e incentivar la contratación? En seguida, Almudena pensó que era buena idea y me propuso comenzar con un post en nuestros respectivos blogs para desarrollarla. No hizo falta darle mucha difusión: nuestros seguidores de twitter, que también comparten profesión y necesidades, quisieron participar activamente en el nacimiento del proyecto. Fue algo improvisado pero  ha dado paso a un trabajo y se ha ido configurando como un proyecto sólido dentro de sus expectativas.
¿Cuál era vuestro objetivo principal?
Almudena: cuando Laura lanzó la idea, me pareció una oportunidad para canalizar una inquietud que había percibido entre los profesionales en distintas redes, tanto online como offline: la voluntad de analizar el sector desde dentro, hacer autocrítica, cuestionar los modelos vigentes en cuanto a gestión, formación y acceso laboral. Esta inquietud es habitual esencialmente en dos tipos de perfiles: los estudiantes y los profesionales que, de algún modo, se encuentran en la periferia del sistema. Ese es el caso de ambas y creo que es también el público en el que más hemos incidido. Una vez empezamos a trabajar, la ampliación del horizonte de objetivos surgió de manera natural: percibimos como necesidad esencial ponernos en contacto unos profesionales con otros y crear comunidad.
Una vez acabado el mes de junio. ¿Qué balance general hacéis?
Laura: en mi opinión, la iniciativa ha sido muy positiva. Hemos sacado a la luz problemas, necesidades y soluciones que podrían ayudar a mejorar un sector que se cuentra tan malherido a causa no solo de la crisis, sino también de las estructuras y modos de actuar que no se relacionan con la realidad actual, que están obsoletos. También hemos aprendido a compartir, colaborar y aportar libremente, de forma generosa, y porque nos interesa y nos preocupa lo que hacemos. Hemos creado comunidad. Estoy convencida de ello. Nos hemos conocido y hemos reflexionado, en algunas ocasiones de forma muy intensa.
También ha habido conclusiones negativas. La principal ha sido la falta de instituciones en el debate. Sí es cierto que algunas nos han ayudado con la difusión, y lo agradecemos muchísimo, pero se han echado en falta sus opiniones. De esa manera quizá hubiéramos podido llegar a acuerdos o enfrentar posturas. Seguro habría sido mucho más enriquecedor con ellas dentro.
¿Qué os ha gustado del proyecto más y por qué?
Almudena: precisamente esa posibilidad de crear una comunidad, de conocernos y establecer redes. Los participantes de #MuseosPro, los que hemos trabajado en ello de principio a fin, los que hemos publicado nuestros posts sobre cada tema, los que hemos acudido cada jueves a los debates, probablemente tenemos perfiles y objetivos profesionales muy diferentes. Pero hay cosas que nos unen y nos hacen fuertes: una inquietud por mejorar nuestro sector profesional y un elevado sentido crítico. La oportunidad de contraponer, de mostrar en un mismo ámbito y con las mismas reglas, opiniones y experiencias diversas, desde el estudiante que está dando sus primeros pasos en este ámbito hasta la voz institucional del museo o la universidad, es una experiencia enriquecedora de la que todavía tenemos que sacar muchas conclusiones.
Y ¿qué os ha gustado menos?
Laura: no hay nada que me haya gustado menos. Es decir, la iniciativa es seguro mejorable, no cabe duda, pero me parece que se ha desarrollado como esperábamos. Incluso mejor.  Lo único que cambiaría sería la implicación de más profesionales con trabajo (aunque desde los perfiles personales no hay por qué saber si tienen trabajo o no) y de las instituciones, como he dicho antes.
¿Pretendéis continuar la línea de esta iniciativa de alguna forma?
Almudena: algo hay que hacer. Los últimos días de la iniciativa hubo varias peticiones al respecto e incluso alguna propuesta más o menos esbozada. El paso lógico es darle continuidad de alguna manera, tomando como punto de partida las críticas al sistema, los aspectos que queremos mejorar y la forma de trabajo colaborativa y en red, que es la más flexible y plural. La forma que nos ha funcionado, en definitiva. Habrá que definir objetivos y, a partir de ahí, plantear acciones. ¿En qué se materializará? Aún no lo sabemos. Es preciso pensarlo con calma antes de tomar decisiones.
¿Qué esperáis del futuro en el sector de los museos?
Laura: esperar no espero nada. No quiero parecer pesimista, pero es así. Sí espero de las personas. Creo que hay muy buenos profesionales dentro y fuera, y deseo que ellos (y yo, por qué no) consigamos con nuestro trabajo y nuestra visión de las cosas cambiar el rumbo. Ahora mismo es desolador. No todo... no penséis que lo veo todo negro. Pero hay mucho que cambiar y solo se podrá conseguir desde una visión abierta y comprometida socialmente. Instituciones y profesionales comprometidos con su entorno,  trabajando de forma íntima con la sociedad, con su profesión. Esto debería de ser vocacional. No lo entiendo de otra forma. Mientras quienes gestionen no lo hagan con pasión y de forma democrática, no mejoraremos significativamente.
Almudena: no voy aventurarme en el campo de la adivinación, aunque sí podría plantear deseos, como quien escribe una carta a los reyes magos. Sería bonito ver que los museos se gestionan con sentido común y teniendo más presentes a los ciudadanos, que se flexibilizan y aligeran sus estructuras, que se descargan de burocracia, que se dignifica a sus profesionales sin mirar si están en plantilla o son subcontratados… Aunque algunos pensaron que los recortes presupuestarios asociados a la crisis podían servir para obligar a repensar cada proyecto y racionalizar los gastos, que podían evitar proyectos mastodónticos sin sentido o contrataciones-estrella, es evidente que no ha sido así. No creo que vayamos a ver un cambio de tendencia de momento, aunque me gustaría comprobar que los profesionales están cada vez más implicados con la mejora de su sector, que no se limitan a hacer su trabajo cotidiano, sino que procuran hacerlo desde la responsabilidad, la sostenibilidad y garantizando las buenas prácticas. En fin, deseos.


Si queréis conocer este proyecto más a fondo, os aconsejo visitar la página web pinchando AQUI.

No hay comentarios:

Publicar un comentario